MANILA, 22 (DPA/EP)

Dos terremotos han sacudido este sábado el sur de Filipinas, sin embargo no se esperan grandes daños y no hay amenaza de tsunami, según han indicado los sismólogos del Gobierno.

El Instituto Filipino de Vulcanología y Sismología (Phivolcs) ha informado de que un terremoto de 6,1 grados se produjo a las 10.26 horas (hora local) frente a la isla de Balut, a 1.130 kilómetros al sur de Manila.

“No existe ninguna amenaza de tsunami destructivo según los datos disponibles”, ha agregado en un comunicado.

El instituto ha asegurado que tampoco esperaba grandes daños por el temblor, pero ha advertido que habrá réplicas.

Seis horas antes, un terremoto de magnitud 5,4 ha golpeado la ciudad costera de Baganga, en la cercana provincia de Davao Oriental, según informaciones de Phivolcs.

La agencia nacional de catástrofes ha señalado que, hasta ahora, tampoco se han registrado efectos importantes del terremoto de Baganga.

Filipinas está situada en el “Cinturón de Fuego” del Pacífico, donde se producen alrededor del 90% de los terremotos del mundo.

El último gran terremoto que sacudió el país fue de 7,1 grados de magnitud y mató a más de 220 personas en el centro de Filipinas en octubre de 2013.

En julio de 1990, más de 2.400 personas murieron en la isla septentrional de Luzón a causa de un terremoto de 7,8 grados de magnitud, uno de los más fuertes que ha afectado al país.


- Te recomendamos -