Reivindica la presencia de las mujeres la toma de decisión y asegura que el PSOE gana elecciones cuando “responde desde la izquierda”

PONTEVEDRA, 15 (EUROPA PRESS)

La parlamentaria autonómica y candidata a la Secretaría Xeral del PSOE provincial de Pontevedra, Paloma Castro, se muestra dispuesta a la integración “antes o después” de las primarias que tendrán lugar el próximo 23 de enero para liderar el partido en la provincia, para el que defiende una estructura orgánica que sea “independiente” de las instituciones.

En una entrevista concedida a Europa Press con motivo de la campaña interna, la parlamentaria considera que el proyecto del que será su rival en el proceso interno, el actual secretario xeral provincial David Regades, sí está condicionado por poderes como la Diputación. “Cuando no hay separación de poderes, toda la democracia se tambalea, y eso también ocurre en el ámbito orgánico de un partido”, considera.

Pregunta: ¿Qué le ha llevado a dar el paso para hacerse con la Secretaría Xeral Provincial?

Paloma Castro (PC): Di un paso al frente para representar una sensibilidad que hay en la provincia, que tiene una manera de gestión de la estructura provincial distinta a la que se está llevando a cabo hasta ahora.

P: ¿Por qué crees que debe de haber un cambio?

PC: Creo que es necesario porque nos vamos a enfrentar a unos nuevos retos electorales. Hace cuatro años, fue la militancia la que decidió encabezar un proyecto de izquierdas, que consiguió que el partido retomase una línea de izquierdas y que Pedro Sánchez llegase a ser presidente del Gobierno. Yo cero que debemos de seguir de esa forma y nosotros, en Galicia, abanderamos ese proyecto. Hubo un cambio en la Secretaría xeral gallega y creo que debemos de seguir dando una respuesta desde la izquierda.

P: ¿Cuáles son los pilares de tu proyecto?

PC: Soy la primera mujer que aspira a este puesto. Creo que es muy importante que en los espacios de influencia empecemos a estar las mujeres, en la toma de decisiones y no solo ocupando cupos o un papel secundario.

Además, quiero reforzar nuestra estructura orgánica y que esta sea independiente de los poderes institucionales. Me refiero por ejemplo al caso de la Diputación o algunas alcaldías. Porque el organismo provincial tiene que ser un organismo que ampare tanto a nuestros concejales en la oposición como a nuestros representantes en las distintas agrupaciones, que de respuesta a sus problemas y esté pendiente de ellos de forma independiente y autónoma, no condicionados a ningún otro tipo de poder.

P: ¿Considera que el proyecto de su rival está condicionado?

PC: Sí, al final cuando no hay separación de poderes, toda la democracia se tambalea, y eso también ocurre en el ámbito orgánico de un partido.

P: ¿Y cuáles son tus objetivos si accedes a la Secretaría Xeral?

PC: Por un lado, mejorar los resultados, seguir en esa senda de crecimiento que iniciamos hace cuatro años; y, por otro lado, mejorar la participación de la militancia, que fueran tenidas en cuenta las diferentes agrupaciones, sobre todo las más pequeñas para que la gente se sienta respaldada por el partido, por la estructura orgánica.

Además, tenemos que ampliar la base social, ampliar la militancia y, sobre todo, con un enfoque de relevo generacional, de gente joven. Necesitamos acercar a los jóvenes hacia el PSOE de la provincia.

P: En todas las provincias competirán dos candidatos, ¿cree que se repetirán las diferencias del congreso gallego?

PC: No, yo creo que ahora el objetivo es trabajar por la provincia, queremos reforzar nuestra provincia. El congreso gallego ya pasó, tuvo sus singularidades, y espero que este sea totalmente distinto.

P: ¿Piensa que su rival, David Regades, juega con ventaja al contar con el apoyo de las estructuras del partido?

PC: Hace cuatro años, cuando fueron las primarias de Susana Díaz y Pedro Sánchez, se demostró que contar con la estructura del partido no era una ventaja. Al final eso puede ser una ventaja en algunos aspectos pero, a la hora de votar, cuenta igual el voto de un alcalde de una ciudad grande como el del último militante de la agrupación más pequeña.

P: ¿Crees que debería haber integración en la provincia y apostarás por ella si ganas?

PC: Creo que la integración es fundamental. Aunque todos pertenecemos a nuestro partido, dentro de este existen varias sensibilidades y creo que tenerlas todas en cuenta nos refuerza y nos hace tener más objetividad y más crítica dentro del funcionamiento del mismo, y eso es siempre beneficioso.

Además, incluso sería partidaria de poder llegar a producir una integración aunque fuese antes o después de la celebración de las primarias.

P: En diciembre ocho alcaldes de la provincia rubricaron un comunicado en el que pedían un cambio de rumbo en el partido, ¿que le pareció este hecho?

PC: Creo que fue una jugada relacionada con el proceso orgánico anterior porque ahora mismo estamos en un proceso provincial en el que sí sería necesario alzar voces para determinar aquello con lo que no se está contento y no se están alzando. Tendría más sentido hacerlo ahora o incluso en los comités provinciales durante todo este tipo, que tampoco se hizo. Por eso creo que fue algo relacionado con hacer una fuerza, una presión en el proceso orgánico anterior, el nacional.

P: ¿El partido estará preparado para los retos electorales una vez que terminen las primarias?

PC: Sí, tenemos que ser capaces de ser una alternativa fiable para la gente y, sobre todo, dar a estos problemas sociales que existen en la actualidad respuestas desde la izquierda. El Partido Socialista cuando responde desde la izquierda, cuando es leal a sus principios, gana elecciones.