Política

Díaz avisa de quien quiere “decidir el futuro del PSOE-A desde fuera” de Andalucía y llama a no ser “una sucursal”

MÁLAGA, 11 (EUROPA PRESS)

En un acto ante más de 300 militantes en los Jardines Picasso de Málaga, la secretaria general del PSOE-A y candidata a las primarias del partido, Susana Díaz, ha defendido este viernes que “el PSOE de Andalucía tiene el domingo (día de la votación) la responsabilidad y el compromiso de mantener viva la blanca y verde, porque no podemos perder nuestra autonomía”. En este sentido, la dirigente socialista ha señalado que “no somos una sucursal ni una franquicia, somos el corazón que bombea socialismo a España”.

Díaz, que ha recorrido “más de 25.000 kilómetros y más de 300 agrupaciones” para estas elecciones primarias, ha reiterado que quiere “cambiar las cosas de verdad en este partido, que sea el talento y la capacidad y no otras cuentas las que sirvan para estar al frente”. Así, ha señalado que quiere que “estén los de más valía, los que más se entregan”, porque “con esta tripulación nadie nos va a parar”. Además, ha llamado a “respetarnos entre nosotros” y a “recuperar la lealtad y el compañerismo y no caer en la provocación” porque “el adversario está fuera y es la derecha y nosotros tenemos que salir unidos y juntos de este proceso”.

En su penúltimo día de campaña, la candidata ha resaltado que “esto es una ola imparable” y ha asegurado que tiene “buenas vibraciones porque veo que el partido se ha levantado, ha despertado, que hay gente joven y también hombres y mujeres de todas las edades que son valientes y siguen siendo rebeldes, y que quieren que cambiemos las cosas”.

Por eso, Díaz ha recordado que “esto no acaba el domingo, todo lo contrario, el domingo empieza todo, y ofrezco mi trabajo, esfuerzo, ilusión, rebeldía y libertad para conseguirlo”. A juicio de la socialista, “la mayor fortaleza es que el lunes salgamos unidos y unidas, como una piña” y “si lo logramos pondremos rumbo al Gobierno de Andalucía, que es nuestra meta”.

En este sentido, Susana Díaz ha resaltado que es “leal porque soy libre” y que “el lunes será la primera que estará al lado del Gobierno de España, del presidente y del partido”. De este modo, ha recordado que es “una más en un equipo inmenso de casi 46.000 hombres y mujeres de Andalucía que vienen a servir al PSOE”.

Por otra parte, la candidata ha lamentado que “estamos haciendo estas primarias en Andalucía porque hay quien quería decidir el futuro del PSOE-A desde fuera de esta tierra y sin hablar con los hombres y mujeres andaluces en las casas del pueblo, pero esto no es Madrid, esto es Andalucía”.

La socialista, que ha cerrado en la capital una jornada en la que también ha visitado San Pedro Alcántara, Benalmádena y Vélez-Málaga, ha destacado que “Málaga nunca me ha dejado, la segunda provincia en número de militantes y un pulmón que irradia socialismo a Andalucía”. Ante un busto del fundador del PSOE, Díaz ha resaltado que “éste es el partido de la libertad, para eso lo fundó Pablo Iglesias”. “La libertad nos trajo aquí y es nuestra seña de identidad, no podemos dejar que la derecha se apropie de ella porque la convierte en libertinaje”, ha aseverado.

Así, Díaz ha destacado que “merece la pena que hagamos ese cambio y que recuperemos la Junta no para hacer lo mismo, sino para hacer otras cosas”. Por eso, ha llamado a “demostrar que somos distintos y cómo se gobierna desde la izquierda y la derecha” y ha apostado por “una Andalucía verde, digital, feminista, moderna, sostenible, tolerante e integradora”.

Entre las medidas expuestas por Susana Díaz está la subida de 450 euros por habitante en sanidad, recuperar la apuesta por la investigación, equiparar sueldos de sanitarios y docentes, bajar la ratio a 20 alumnos, dar dignidad a los monitores escolares y la ayuda domicilio, la gratuidad de cero a tres años, los libros gratis hasta los 6, subir un 25 por ciento las pensiones no contributivas o incorporar la memoria democrática en las escuelas.

La candidata socialista, que ha comenzado su acto en Málaga con un minuto de silencio por las víctimas de la violencia machista, ha preguntado si “Pablo Casado leerá el domingo en Colón un manifiesto en contra de la violencia machista frente a los que la niegan y la blanquean, a quienes usan el terror, y a quienes hoy gobiernan en Andalucía y lo hacen abrazados a la ultraderecha machista, retrógrada y xenófoba”. En este sentido, Díaz ha señalado que “nunca he olvidado que hubo un millón de personas que nos dio su confianza y que Moreno Bonilla es el primer presidente que lo es con los votos de los herederos del franquismo”.