Política

El Principado va a impulsar las leyes de Proyectos Estratégicos y de Industria

OVIEDO, 10 (EUROPA PRESS)

El Gobierno de Asturias va a promover las leyes de Proyectos Estratégicos e Industria, además de otros planes e iniciativas como las destinadas a mejorar la normativa de suelo industrial. Unas medidas que buscan facilitar la modernización del sector de cara a superar la transición ecológica y la transformación digital.

Se trata de algunas de los puntos recogidos en la Estrategia Industrial 2030, presentada este jueves por el consejero de Industria, Empleo y Promoción Económica, Enrique Fernández, en la Comisión del ramo de la Junta General.

La Estrategia Industrial de Asturias 2030 tiene el objetivo de conformar un modelo de sector competitivo, sostenible, resiliente y avanzado tecnológicamente, para dar respuesta al doble desafío de la transición tecnológica y ecológica a partir de las fortalezas endógenas y de los recursos propios de la comunidad.

“Se trata de un texto abierto y flexible sobre el que hemos de trabajar durante los próximos años para adaptarlo a las condiciones de una realidad cambiante y consolidar un sector esencial para la economía asturiana. Definir acciones y herramientas que nos permitan afrontar el nuevo paradigma que marcan la transición ecológica y la transformación digital requiere un trabajo continuo de adaptación para alcanzar los objetivos fijados”, ha explicado Fernández.

El texto consensuado con la Federación Asturiana de Empresarios (Fade), UGT y la Universidad de Oviedo se articula en torno a cuatro ejes estratégicos: sostenibilidad, digitalización, competitividad e inclusión social y territorial.

Se trata del quinto documento de planificación sectorial desarrollado por Industria, junto con la Estrategia de Rehabilitación Energética de Edificios, la Estrategia de Transición Energética Justa y los programas de emprendimiento y de digitalización integral del comercio.

A partir de un diagnóstico sobre debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades del sector, recoge 32 políticas palanca y 56 componentes orientados a consolidar la industria como motor de desarrollo económico y vector para la recuperación en un marco post-covid, para generar riqueza y empleo de calidad.

Además, pretende facilitar la adaptación sectorial a la doble transición ecológica y digital, incrementando la competitividad y resiliencia de las empresas y promover la capacidad de innovación y de internacionalización.

La Estrategia también busca crear las condiciones para favorecer la atracción de nuevas proyectos innovadores y tractores en ámbitos viables en el sector TIC, las energías renovables, la generación, almacenamiento y transporte de hidrógeno verde, la movilidad sostenible y la economía circular.

En cuanto a las acciones, la estrategia define un paquete de medidas específicas para cada uno de los ejes principales: Industria sostenible, Transformación digital, Competitividad Industrial e Industria Inclusiva.

Entre otras medidas se recoge la puesta en marcha de estrategias sectoriales de Economía Circular, de Acción por el Clima y de Movilidad Sostenible, la creación de un fondo de proyectos de absorción de carbono y el desarrollo de convenios de transición en los territorios más afectados por la descarbonización y el rediseño de las líneas de ayuda vinculadas a la eficiencia y a la movilidad sostenible.

Por otro lado, se contempla una estrategia de transformación digital, la creación de un Observatorio Industrial, la puesta en marcha de la planta de gas de El Musel, refuerzo de la estrategia de atracción de inversiones o un plan estretégico de formación profesional,

El documento reconoce la relevancia de la colaboración público-privada en la consecución de las metas establecidas. También considera que los fondos europeos representan una oportunidad histórica para abordar los retos industriales y acelerar la recuperación de la actividad económica en un marco post-covid.

En su intervención, el consejero de Industria ha subrayado la permanente disposición del Gobierno de Asturias al diálogo y el entendimiento con los agentes sociales.