Política

El Ayuntamiento de Bilbao volverá a habilitar cuatro Playas Verdes urbanas este verano, a partir del sábado

BILBAO, 10 (EUROPA PRESS)

El Ayuntamiento de Bilbao habilitará de nuevo este verano, a partir de este sábado, día 12, cuatro Playas Verdes en la ciudad en entornos en los que la sombra y el abastecimiento de agua en duchas y fuentes esté también garantizado, con el objetivo de promover un ocio que cumpla con las directrices sanitarias.

En concreto, se delimitarán parcelas de solárium en los parques de San Antonio, Ibaieder y Etxebarria y se dotará de duchas el área recreativa de Monte Arraiz, según ha indicado el Consistorio bilbaíno en un comunicado.

La temporada de estas Playas Verdes coincidirá con la de piscinas exteriores en los polideportivos de Bilbao Kirolak que arranca este sábado, 12 de junio y finalizará el 12 de septiembre.

El objetivo de esta iniciativa, que ya se puso en marcha en 2020, es, según han recordado, el de promover entre los vecinos una alternativa de esparcimiento estival que permita mantener las condiciones de distancia física que siguen siendo imprescindibles en la situación sanitaria actual.

Estas playas verdes se ubicarán en Monte Arraiz y los parques de San Antonio, Ibaieder y Etxebarria. En los tres últimos, además, se delimitarán las parcelas de solárium, algo que, por su gran extensión y habida cuenta de la experiencia del año pasado, se ha descartado en Monte Arraiz.

En estas zonas, además, el Ayuntamiento de Bilbao colocará contenedores de diferentes fracciones, con el objetivo de facilitar la separación de residuos y evitar la generación de basura en estas áreas de esparcimiento.

MONTE ARRAIZ

Bilbao dispone desde hace una década de un área recreativa en el parque forestal del Monte Arraiz, que cuenta con 34 hectáreas de superficie, lo que supone más de 340.000 metros cuadrados, algo más del 25% del total de zonas de esparcimiento en entornos forestales que existen en la ciudad.

Además de ser un “privilegiado mirador”, han destacado, esta playa verde, ofrece además cuatro zonas de juegos infantiles y más de un centenar de mesas para disfrutar de una jornada al aire libre. Cuenta con casi 300 árboles que proveen de sombra al entorno y este verano se volverán a habilitar en ella, además, 16 duchas y un buen número de fuentes.

El año pasado se pintaron algo más de 400 parcelas en esta superficie, parcelación que se ha descartado este verano porque la amplia extensión del área recreativa no lo hace necesario.

Por su parte, el parque de San Antonio se sitúa entre los barrios de Iturrigorri y Peñaskal y cuenta con una extensión de 119.370 metros cuadrados de zonas verdes. La parte que se corresponde con la denominada playa verde ocupa 10.585 metros cuadrados y cuenta con seis duchas, tres fuentes, un baño público, así como mesas y bancos, juegos infantiles y deportivos.

En este entorno se marcarán del orden de 110 parcelas, en este caso circulares. Cada círculo tendrá 4 metros de diámetro y, como en el caso anterior, la distancia entre parcelas también será de 2 metros.

El Parque Etxebarria, otro de los pulmones verdes de Bilbao, cuenta con una extensión de 151.654 metros cuadrados y de ellos, más de 8.000 metros se habilitarán este año como playa verde. En concreto, serán unas 232 parcelas, también circulares, de 4 metros de diámetro y con una distancia de una a otra de 2 metros. El parque está dotado de baños y fuentes y se habilitarán duchas.

En el caso de Ibaieder, del total de la extensión del parque, 67.982 metros cuadrados, se van a destinar más de 10.000 metros a playa verde. En ellos, el Ayuntamiento habilitará del orden de 120 parcelas circulares de 4 metros de diámetro de solárium, manteniendo una distancia entre ellas de 2 metros. El parque está dotado de baños y fuentes y se habilitarán duchas.