Política

Cerca de 5.000 personas se manifiestan en Murcia y reclaman un Plan de Choque que permita reconstruir la Región

01 Imagen por Defecto - PoliticaOn

MURCIA, 9 (EUROPA PRESS)

Cerca de 5.000 personas, según la organización, se han manifestado este miércoles en la capital murciana en una marcha convocada por Marchas de las Dignidad y Plan de Choque Social con la que se pretende poner de manifiesto la necesidad de contar con un Plan de Choque que permita reconstruir la Región.

De ahí el lema escogido para esta movilización ‘Reconstruir, construir y transformar la Región’. Los convocantes pedían a los representantes políticos que en este Día de la Región, los representantes políticos “estén con el pueblo y no de palmeros de un acto institucional de un gobierno ilegítimo que se sustena en la corrupción política y que no es ejemplo para ningún murciano”, según el portavoz de Marchas de la Dignidad, Ginés Fernández.

La marcha ha salido desde cinco puntos distintos para unirse en Gran Vía y culminar en el Puente de los Peligros, consiguiendo congregar a cerca de 5.000 personas.

En concreto, la columna blanca, relacionada con temas de sanidad, residencias y pensiones, ha salido desde Infanta Sofía; en la Fama lo relacionado con educación y cultura desde la Consejería; en Floridablanca lo que tiene que ver con barrios, transporte público y soterramiento; en Plaza Agustinas lo relacionado con igualdad, trabajo, empleo y protección social; y en Juan XXIII lo relacionado con Mar Menor, medio ambiente y defensa del territorio.

El objetivo es “convertir el Día de la Región en el día del pueblo murciano y no en un día institucional con un acto político en el que el pueblo no puede celebrar su día y los representantes institucionales se hacen la foto”. “En la situación en la que vivimos es necesario que el pueblo se exprese, se manifieste y que sea el día del pueblo de la Región”, señala.

A su juicio, “es necesario reconstruir la sociedad murciana, que es amable, inclusiva, acogedora, trabajadora, democrática y honesta”. “Hay que construir un nuevo marco político, social, de la Región, donde se respeten los derechos humanos”, ha advertido.

Para ello, han elaborado un documento de reconstrucción social que recoge estas reivindicaciones. A modo de ejemplo, expone que la subida del precio de la luz y el gas “es un insulto a la inteligencia del conjunto de los ciudadanos, un robo a mano armada al conjunto de la ciudadanía, por lo que se hace un llamamiento para que estas cosas cambien”.

Por su parte, Maria José Vivo, de Marea de Residencia, ha demandado la necesidad de que “se garantice, mediante un marco legal, los derechos fundamentales y las condiciones de vida digna en las residencias; lo exigimos por los que murieron, por lo que aún viven y por todos nosotros”.

También ha defendido la necesidad de “establecer un nuevo paradigma para un buen sistema sanitario y la elaboración de una ley que garantice la financiación suficiente para una sanidad pública y la investigación”.

“Hay que fortalecer la atención primaria, reforzar la atención especializada y potenciar la red de hospitales públicos”, ha dicho, para después también poner el foco en las “mujeres murcianas que deciden abortar en su hospital público de referencia”, a las que ha pedido una “atención digna”.

Finalmente, Paco Morote, del Plan de Choque Social y de la Paz, ha reclamado la necesidad de “poner fin a las políticas neoliberales que tanto empobrecimiento han causado y recuperar los servicios públicos, que se hagan políticas de vivienda”.